Personal trainer: ventajas de tener un entrenador personal

Shutterstock

Ventajas de tener un personal trainer

Puedes pensar que es un capricho pero tener un entrenador personal es de gran ayuda para conseguir tus objetivos en el gimnasio: su asesoramiento en nutrición, motivación o corrección de posturas te permitirán conseguir antes los objetivos perseguidos.

Por MENzig  |  26 Marzo 2019

¿Sabes qué es un personal trainer? ¿Conoces las ventajas de contar con un entrenador personal en tus entrenamientos? En MENzig.fit te vamos a contar quién es este profesional y por qué su figura ha crecido tanto en los últimos años hasta convertirse en indispensable.

¿Qué es un personal trainer?

Tener un personal trainer o un entrenador personal estaba reservado hasta hace no mucho a los ricos y los famosos. Sin embargo, son muchas las personas que hoy en día cuentan con esa figura como una parte más que necesaria en sus entrenamientos.

El personal trainer es el guía que nos va a ayudar: se pondrá de nuestro lado, sabrá cuál es nuestro objetivo y hará todo lo posible para que lo consigamos. Nuestras necesidades serán su desafío y, para ello, pondrá todos sus conocimientos a nuestra disposición para ayudarnos.

Ventajas de tener un personal trainer

Un entrenador personal nos ayudará con nuestros entrenamientos diarios, pero también nos va a aconsejar en otras facetas de nuestro día a día que son igual de importantes como la alimentación, el control postural o el descanso que nuestro cuerpo necesita.

Entrenamiento personalizado

Sin duda, es la mayor de las ventajas de contar con un entrenador personal a nuestro lado. Saber que durante una hora (o el tiempo que hayamos reservado) vamos a tener a un profesional a nuestro lado es muy importante, sobre todo cuando estamos acostumbrados a clases colectivas y programas de entrenamiento estándar.

Can Yaman: conoce su dieta y rutina de entrenamiento
El actor turco Can Yaman es el hombre del momento. Descubrimos qué entrenamiento y dieta lleva a cabo para mantenerse en tan buena forma.
El personal trainer querrá conocer nuestro pasado, presente y futuro; es decir, qué actividad deportiva hemos hecho en el pasado y qué queremos conseguir en el futuro, para lo cual nos preparará un plan personalizado de entrenamiento. No es igual un deportista que lleva muchos años entrenando que la persona que se acerca por primera vez al mundo del deporte: tienen necesidades distintas y el entrenador personal sabrá escoger el plan adecuado a cada circunstancia.

Además, los objetivos difieren mucho dependiendo de la persona que busque un entrenador personal: hay quienes quieren adelgazar, otros que buscan ponerse en forma, personas que quieren superar una lesión o, simplemente, que buscan iniciarse en el ejercicio: para cada uno de ellos y para sus necesidades el profesional identificará los mejores ejercicios y le acompañará para ejecutarlos correctamente.

Evita lesiones

El entrenador personal no sólo nos va a decir qué ejercicios son los mejores para conseguir el objetivo que nos hemos propuesto, sino que nos va a indicar cómo debemos hacerlo, ejecutando correctamente las posturas, identificando los errores, imprimiendo la fuerza necesaria en cada movimiento o realizando las repeticiones idóneas en cada ejercicio.

Un entrenador personal te ayudará a cuidar la postura correcta, lo que a la larga evita lesiones.
Un entrenador personal te ayudará a cuidar la postura correcta, lo que a la larga evita lesiones. Shutterstock

De esta manera conseguiremos evitar lesiones, algo habitual en el mundo del entrenamiento cuando los deportistas se enfrentan a una tabla de ejercicios sin el consejo de un profesional. El personal trainer tiene unos conocimientos exhaustivos de anatomía y eso nos ayudará a recibir consejos importantes para evitar lesiones.

Ahorra tiempo

Tener a un profesional al lado es muy útil cuando nuestro tiempo es limitado: después de que le expliquemos nuestras necesidades y el objetivo que nos hemos marcado, el entrenador personal confeccionará un plan a nuestra medida con el que no perderemos tiempo con ejercicios que no son útiles para lo que buscamos.

Además, al ayudarnos a hacer correctamente los ejercicios desde el primer momento, ahorramos tiempo en aprender a hacerlos y trabajamos exhaustivamente nuestro cuerpo desde el comienzo. Y son muchos los profesionales que trabajan a domicilio, ahorrándonos aún más tiempo, que es uno de los males de nuestra era.

Ayuda a adelgazar

Reggaeton: el diccionario definitivo para entender todas las palabras
¿Te gusta el reggaeton pero no sabes qué significan algunas palabras? Salimos en tu ayuda con un diccionario con los términos más difíciles de entender.
Muchas de las personas que deciden contratar a un entrenador personal lo hacen para mantenerse en forma, pero otras tantas (si no más) tienen un objetivo claro: perder peso. Con un personal trainer a nuestro lado tendremos claro desde el principio qué necesitamos hacer para lograr nuestro objetivo y él nos ayudará a conseguirlo.

El entrenador personal creará un programa dirigido específicamente a perder peso en el que no faltará una buena carga de ejercicio aeróbico. Su interés es que adelgazar no suponga un suplicio, sino que podamos conseguirlo con una dieta variada y un plan de ejercicio físico que resulte entretenido y que cambiará según vayamos progresando. Él nos ayudará en todas esas facetas.

Mejora la salud

Como ya hemos apuntado, un personal trainer es mucho más que alguien que nos dice qué ejercicios tenemos que hacer y cómo debemos ejecutarlos. Un entrenador personal debe ser un experto en anatomía y tener amplios conocimientos de nutrición, porque ambas materias se unen a la hora de conseguir los objetivos que cada persona necesita.

El profesional nos explicará cuál es la mejor alimentación para nosotros si queremos adelgazar o si, por el contrario, queremos conseguir musculatura, porque será muy diferente. Nos dará útiles consejos sobre las posturas que debemos tener en el día a día, en el caso de que, por ejemplo, busquemos superar lesiones de espalda, algo muy habitual. O, incluso, nos puede dar unas pautas de descanso para que nuestro cuerpo se recupere del entrenamiento.

Ayuda a motivarnos

Uno de los grandes problemas de casi todos los que se enfrentan por primera vez al deporte es la motivación: duran apenas unos días en el gimnasio, se cansan de correr a la semana, no ven evolución en su plan de adelgazamiento... en definitiva: abandonan la carrera por encontrarse física y mentalmente bien.

Un entrenador personal va a trabajar nuestra motivación a diario, aconsejándonos con los ejercicios, mejorando nuestro interés por el deporte, haciéndonos más pacientes y ayudándonos a ser constantes para conseguir resultados. Sus ganas por ayudarnos y su ánimo serán imprescindibles para superarnos y lograr los objetivos que nos marquemos.

Ahora que ya sabes cuáles son las ventajas de tener un personal trainer, ¿vas a probar la experiencia? Recuerda que, además de ejercicio, necesitas seguir una dieta adecuada a tus objetivos y que en MENzig.fit tenemos la información que necesitas sobre cuál es la mejor alimentación para tus necesidades.

Artículos recomendados