¿Puedo hacer deporte con alergia? 5 consejos ¿Puedo hacer deporte con alergia? 5 consejos

Freepik

5 consejos para hacer deporte al aire libre si tienes alergia

Se habla poco de los problemas que acarrea la alergia a la hora de hacer deporte, pero pueden dejarnos unas largas semanas sin salir a la calle a correr como si de una lesión se tratara. Te mostramos 5 consejos para que puedas hacer deporte sin notar (demasiado) los síntomas de la alergia.

Por Juan Pérez  |  08 Junio 2021

Los meses entre marzo y junio deberían ser los 120 días más idóneos para practicar deporte al aire libre. Cambio de hora, buen tiempo, sin demasiado frío ni calor... Sin embargo, algo nos impide hacer coger la bicicleta o las zapatillas de running y salir a darlo todo. Y no, esta vez no es nuestra pereza. Se trata de la dichosa alergia.

Las alergias son un conjunto de síntomas respiratorios que se dan en el sistema inmunológico por una sensibilidad extrema que tiene el cuerpo cuando se encuentra con ciertas sustancias externas a las que se expone. En mayor o menor medida, la mayoría de la población sufre los estragos de la alergia, con picor de ojos, estornudos, cansancio, dificultad a la hora de respirar o incluso dolor en el pecho. Y claro, en esas condiciones, lo último que te apetece es seguir corriendo, así que te subes lo más rápido posible a casa a rezar por que el ataque de alergia se te vaya en un rato. Pues bien, para evitar que la alergia nos gane la batalla y nos impida disfrutar del deporte, te damos 5 consejos para hacer deporte con alergia sin riesgo de ahogarte.

1 Tienes que elegir bien el momento del día para salir

De hecho, lo primero que tienes que elegir es el día perfecto para poder hacer una rutina al aire libre. Los días en los que hace mucho sol o corre mucho muchas probabilidades de pasarlo mal. Por el contrario, el día después de una tormenta o lluvia son los más recomendables, ya que se limpia todo el polen y el aire está completamente limpio. Otra de las cosas a tener en cuenta es que las plantas crean más cantidad de polen por la madrugada y en las primeras horas de la mañana. Por ello, es preferible que escojas salir por la tarde, ya que ahí, los niveles de agresividad de una alergia clásica decrecerán. Sobre todo entre las 19:00h. y las 22:00h. que es cuando el nivel de polen empieza a bajar.

Hacer deporte en días calurosos y con mucho sol te dejará así el resto del día. Hacer deporte en días calurosos y con mucho sol te dejará así el resto del día., imagen de sustitución
Hacer deporte en días calurosos y con mucho sol te dejará así el resto del día. Unsplash

2 Las afueras, mucho mejor para hacer deporte

Si puedes escoger en hacer deporte dentro de tu ciudad o en zonas más alejadas a ella, decántate por la segunda sin dudarlo. El motivo, la contaminación. Esta afecta también al polen, y convierte a sus partículas en más agresivas de lo que ya son. Por ello, debes evitar lugares cercanos a autovías, centros industriales o fábricas, donde hay una mayor temperatura y se agravan los síntomas de las alergias. Escoge zonas a las afueras de la ciudad, que sean tranquilas y que no estén tan masificadas. Sin embargo, escoger el puro campo como una opción tampoco es la correcta, ya que en campo abierto no hay edificios que puedan frenar el polen y los alérgicos se verán muy expuestos. Uno de los lugares más idóneos para hacer deporte y correr es la playa, ya que junto al mar no hay polen y la humedad ambiental es beneficiosa.

3 Hidrátate al máximo

Es necesario beber mucha agua y hidratarnos en periodos de alergia para ayudar al organismo a que genere mucosas, las principales afectadas en el proceso alérgico y que consiguen regenerarse gracias a la acción del agua en nuestro organismo. Con el buen tiempo, las mucosas se secan más rápido, y las alergias aprovechan esta circunstancia para atacar sin miramientos, por eso es importante la hidratación. La combinación de agua con sales marinas también nos sirve, y mucho, para regenerar las mucosas.

Beber agua, fundamental para combatir la alergia. Beber agua, fundamental para combatir la alergia., imagen de sustitución
Beber agua, fundamental para combatir la alergia. Envato Elements

4 Controla tu respiración

A la hora de hacer deporte en los meses más duros de la alergia necesitamos darle mayor importancia al calentamiento. Debes calentar al menos durante 15 minutos y realizar respiraciones lentas por la nariz, tanto en el propio calentamiento como durante la actividad física. Controlar tus respiraciones antes de un ejercicio aérobico de gran intensidad te salvará de muchos apuros. Si no, siempre te queda la opción de usar mascarilla. Te protegerá de las partículas del polen, pero también puedes cansarte mucho antes.

5 Date una ducha nada más llegar a casa

Puede parecer ridículo, pero es uno de las consejos más importantes de la lista. No vale con llegar a casa y tirarte al sofá a ver la televisión o a mirar el móvil exhausto. Después de hacer deporte, tienes que ducharte inmediatamente para deshacerte de las partículas externas que se impregnan tanto en la ropa, pelo y orificios nasales.

Estos 5 consejos no te van a quitar la alergia de un día para otro, pero sí te harán más llevadera esta etapa y te ayudarán a reducir los síntomas. Si aun así sigue siendo una odisea practicar deporte al aire libre, no te quedará otra que frenar y esperar a que pasen los meses de alergia, o buscar alternativas en el gimnasio. La salud es lo primero.

Artículos recomendados