Avena: propiedades, beneficios y recetas que estén ricas

Freepik

¿Es tan importante la avena en una dieta fit? Analizamos sus propiedades y te damos 5 recetas para comértela sin cansarte

Analizamos uno de los productos de moda en cualquier dieta fit: la avena. ¿Qué propiedades y beneficios tiene? ¿Cómo puedes comértela sin cansarte de su sabor seco?

Por Juan Pérez  |  29 Abril 2021

La avena se ha convertido en uno de los alimentos más completos entre los amantes del mundo fitness. De origen asiático, y popular en ese continente desde hace 400 años, ahora es común en todas las despensas de Occidente por su alto contenido en fibra y proteínas, grasas vegetales e hidratos de carbono. Además, la avena se considera como una fuente de vitaminas del grupo B y E, y contiene minerales como potasio, calcio, magnesio, hierro y zinc, entre otros. Un combo espectacular para un producto tan pequeño. Y eso que todavía no hemos hablado de los beneficios, que podéis presuponer serán múltiples y variados, dado todo lo que integra. Vamos a quedarnos con algunos de ellos.

Beneficios de la avena

  • Sacia como pocos. Si tomas avena para desayunar, hay más posibilidades de que no piques entre horas a lo largo de la mañana.
  • Reduce el colesterol. La avena es un gran aliado para regular los niveles de colesterol y reducir el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares.
  • Previene las diabetes, el sobrepeso y la obesidad, ya que es un cereal que equilibra la glucemia.
  • La avena es la reina de los cereales por su capacidad a la hora de regular el tránsito intestinal.
  • Contiene vitaminas del complejo B que son esenciales para el funcionamiento del sistema nervioso y del cerebro.
  • Es una buena fuente de calcio y de otros minerales para prevenir las lesiones de los huesos.

Con toda esta ristra de beneficios, y unos cuantos más que nos hemos dejado en el tintero, ya podemos entender por qué la avena es el complemento estrella de toda dieta fitness. El problema viene cuando decidimos sucumbir a un cambio en la rutina alimentaria y pasamos de desayunar o merendar Oreo a tomar copos de avena. El cambio es duro, y no tanto porque la comida más apetitosa suela ser la más insana y viceversa, sino porque el copo de avena viene a saber... nada. Es un alimento bastante insípido y seco, que si no fuera por todo lo que ofrece ni se nos ocurriría prestarle atención. Y muchos, aun sabiéndolo, terminan dejándolo de lado.

Eso pasa porque tendemos a comernos los copos de avena tal y como vienen, como mucho acompañados por leche. Y eso no hay quien lo aguante. Pero una de las ventajas de la avena es que combina a la perfección con prácticamente todo, formando parte de elaboraciones saludables y de buen sabor. Te ofrecemos 5 recetas fitness básicas en las que la avena es un componente fundamental, para demostrarte que se puede comer de muchas maneras.

1 Pancakes con avena

Esta receta es muy fácil. Lo único que necesitas más especial es harina de avena en vez de los copos tradicionales, aunque también puedes utilizar estos. Coge dos plátanos, dos huevos, unos 100 gramos de harina de avena y júntalos en una batidora. Viértelos en una sartén para crear tu pancake, y listo. Estás comiendo avena en una tortita saludable.

2 Brownie con avena

Las 7 zapatillas para hacer running mejor valoradas para el verano
Te mostramos las 7 zapatillas mejor valoradas por los runners para empezar a correr este verano.

Una receta fit con avena para los amantes del chocolate. De nuevo, la harina de avena es una buena alternativa para este plato. Coge un bol y vierte 40 gramos de harina de avena, unos 30 gramos de maicena, 3 claras de huevo, 2 cucharadas de cacao puro y 100 gramos de chocolate negro en polvo. Mézclalo todo bien e incorpóralo en un molde pequeño. Por último, mételo en el horno por unos 20 minutos a 180 grados y disfruta de este postre.

3 Bol de yogur y avena

Vierte en un bol un yogur natural y añádele unas rodajas de plátano, varias cucharas de copos de avena, media cucharada de canela molida, varios frutos secos y pepitas de chocolate. Mézclalo todo bien y lo tendrás listo. Tan sencillo como efectivo para después del entrenamiento.

4 Bizcocho de avena

Te presentamos una forma sencilla de preparar un bizcocho fitness en el que solo necesitarás 350 gramos de clara, 2 huevos enteros y entre 60 y 80 gramos de harina de avena.

Mezcla todos los ingredientes y bátelos en una batidora. A continuación, viértelos en un molde y mételos en el horno entre unos 10 a 15 minutos. ¡Y listo!

5 Batido de avena y chocolate

Un batido casero elaborado con crema de cacao y copos de avena, en el que necesitaras leche de almendras, cuatro cucharadas de avena y una cuchara de crema de cacao. Lo único que debes hacer es verter en el recipiente de la batidora todos estos ingredientes, y batirlos hasta que queden en estado líquido. Otro alimento ideal para el entrenamiento.

Artículos recomendados